Servidor VPS seguro: Cómo proteger un Servidor Virtual

Una vez que has adquirido un VPS para almacenar tus datos, ejecutar tus aplicaciones o actuar como entorno de pruebas, el siguiente paso es personalizar su entorno de servidor para que funcione mejor.

Esto puede puede hacerse optimizando tu sistema operativo Linux o Windows, y luego usar el panel de control VPS que tienes a tu disposición para instalar cualquier aplicación, que proporcione la mejor funcionalidad para tu negocio.

Sin embargo, lo que también hay que tener en cuenta es la seguridad. Existe un riesgo de seguridad inherente a cualquier dato almacenado, ya sea localmente o de otro modo, y es importante que tomes medidas simples e inmediatas para asegurarte de que tus datos estén siempre protegidos y de que cuentas con un servidor privado virtual seguro.

La Prominencia de las Contraseñas en un VPS seguro

Para crear un servidor VPS seguro, lo primero que debes tener en cuenta son tus contraseñas. Necesitarás configurar una contraseña de administrador para acceder a tu parte del VPS en general, y para hacer que un servidor VPS seguro sea aún más seguro, es posible que también desees tener varias contraseñas para diferentes aplicaciones, o para partes de tus datos que sean especialmente sensibles, como programas de desarrollo o entornos de pruebas.

También tendrás que asegurarte de que sólo los que necesitan acceso lo tengan. Si tienes demasiados usuarios en tu VPS y no los rastreas cuidadosamente, puede ser difícil descubrir de dónde viene una violación de seguridad.

Cuando se trata de elegir una contraseña para un servidor VPS seguro, el uso de una larga cadena de letras o números aleatorios no es la mejor opción, a pesar del hecho de que parece confuso y difícil de descifrar.

Desafortunadamente, tal cadena será difícil de recordar, lo que significa que tendrá que ser almacenada en algún lugar seguro, por lo que no podrá ser accedida u obtenida por partes no autorizadas.

Puede ser tentador usar una palabra o frase que puedas recordar, pero a menudo un ataque de diccionario puede derrotar fácilmente a este tipo de contraseñas. Si sigues esta ruta, asegúrate de usar letras mayúsculas y minúsculas, números y caracteres especiales en todo momento, lo que hará que sea más difícil de descifrar, y puede ayudarte a asegurarte que tienes un VPS seguro.

Actualizaciones y cortafuegos en un VPS seguro

Una de las formas más comunes en que un servidor privado virtual seguro se vuelve menos seguro, es cuando una empresa permite que su software y aplicaciones caduquen y no se actualicen correctamente.

A menudo, los parches y las actualizaciones contendrán código que corregirá “agujeros” en su seguridad, infracciones que sólo se han encontrado después de extensas pruebas. A veces, las empresas se conectan a una versión particular de software y no se actualizan para que no cambie, pero para mantener un VPS seguro es necesario actualizar regularmente las aplicaciones y el software.

Esto, por supuesto, va de la mano con el uso de cortafuegos. Incluso los usuarios registrados deben ser conscientes de lo que están descargando y de dónde proviene, y un cortafuegos puede ayudarle a protegerse de algunas de las amenazas más obvias de la Web. Incluso si un usuario no puede ver el problema con un sitio o descarga, un cortafuegos actualizado proporcionado por su proveedor de TI o VPS puede asegurarse de que no se produzcan descargas accidentales de materiales dañados.

Es importante desarrollar un conjunto de mejores prácticas para servidores VPS seguros que incluyan la protección de contraseñas, el acceso limitado y la actualización regular de los programas. Al crear estas prácticas y negarse a desviarse de ellas, usted puede disfrutar tanto de la función de un VPS y el conocimiento de que es seguro.

Show Comments

No Responses Yet

Leave a Reply