Ventajas y desventajas de la virtualización de servidores

Virtualización de servidores: Ventajas y desventajas

El mundo tecnológico avanza rápidamente hacia la virtualización. Muchas empresas han visto sus beneficios y han dejado atrás sus servidores físicos para embarcarse en lo que muchas personas creen que es el futuro de la informática.

Sin embargo, la cuestión que deja a muchos sin cambiarse es decidir si la virtualización de servidores es adecuada para ellos. No hay una respuesta única cuando se trata de virtualización, pero puedes informarte mejor sobre las ventajas e inconvenientes de la virtualización de servidores para decidir qué es lo mejor para tu empresa.

Aquí, trataremos los pros y los contras y te ayudaremos a determinar si es el momento de hacer el cambio.

virtualización de servidores pros y contras

Virtualización de servidores: definición

Primero, comencemos con lo básico para aquellos que no están seguros de entender completamente el uso de la nube con respecto a los servidores.

La virtualización de servidores no es tan nueva como algunas personas podrían pensar. Lo ha sido durante muchos años. La diferencia hoy en día es que la virtualización de servidores se ha vuelto cada vez más barata y fácil de usar, y las empresas que proporcionan esta tecnología están ofreciendo más servicios extra.

Esencialmente, la virtualización de servidores está en el nombre: hacer que el servidor sea virtual. Una mejor manera de entender esto es particionar un servidor físico “en un número de pequeños servidores virtuales con la ayuda de un software de virtualización”.

En estos servidores virtuales, existe la posibilidad de ejecutar múltiples instancias del sistema operativo al mismo tiempo, reduciendo enormemente el coste de compra de servidores individuales.

Si diriges una organización más grande, la virtualización de tus servidores suele ser una tarea sencilla. La mayoría de los centros de datos empresariales tienen muchos servidores que permanecen inactivos en caso de que la carga de trabajo deba distribuirse entre ellos.

La virtualización de servidores, en cambio, aumenta tu capacidad informática al aumentar la capacidad de los equipos físicos que ya tienes. Por lo tanto, ahora que tienes una mejor comprensión de la virtualización de servidores, descubre los pros y los contras para determinar si es adecuada para ti y tu empresa.

Ventajas de la virtualización de servidores

Costes reducidos

Este es, sin duda, uno de los factores más importantes a tener en cuenta a la hora de determinar si una empresa debe cambiar a servidores virtuales. El ahorro de costes no se limita solamente a la compra de hardware específico.

Los ahorros de costos provienen de tres categorías principales: ahorros en gastos de capital, ahorros en gastos operativos y ahorros de energía. Los ahorros en gastos de capital son aquellos en los que piensas primero.

Este costo se reduce porque la empresa no necesita comprar tantos servidores físicos o recursos relacionados para obtener la misma cantidad de potencia informática y escalabilidad que los servidores virtualizados.

El ahorro en el centro de datos y en la eficiencia energética son muy útiles con el paso del tiempo, pero se consideran menos importantes que las otras formas de reducir costes con la virtualización.

Esencialmente, los costos de TI se reducen porque la virtualización permite reducir el consumo de energía, la potencia de refrigeración y los metros cuadrados del centro de datos.

Automatización

El ahorro en gastos operativos se basa en el hecho de que con la virtualizacioón de servidores, muchas operaciones pueden automatizarse. Esto reduce el número de profesionales de TI que necesitan dedicar tiempo a servicios que pueden ser completados por la tecnología de virtualización.

El proceso de algo tan simple como un parche de SO se vuelve más regulado y requiere menos tiempo. De este modo, ahorrarás tiempo automatizando más servicios y reducirás tus costes, ya que necesitarás menos profesionales de TI.

Respaldo y recuperación

Casi todos los software de virtualización tienen características que ayudan con el backup y la recuperación. Los problemas y los desastres están garantizados en algún momento. Esto podría incluir todo, desde ciberataques hasta apagones.

Con el software de virtualización, es más probable que tengas una forma simple y rápida de recuperar la información perdida o dañada.

La empresa de alojamiento de datos NetSource señala que “puede haber una falla en un servidor virtual y aparecerá instantáneamente en otra máquina”. La compañía explica además que “se puede argumentar que la consolidación de todos estos elementos en un solo paquete mantiene el error humano a un nivel bajo, los costes de software a un nivel bajo y el tiempo de actividad del servidor a un nivel más alto”.

Contras de la virtualización de servidores

Altos costes iniciales

Si bien hemos analizado cómo la virtualización puede reducir en gran medida los costes en general, también es importante tener en cuenta que, a veces, la virtualización conlleva un coste inicial más elevado.

David Boone, CEO de la compañía de seguridad de redes Paranet, dijo a Business News Daily que esto se debe a que “los servidores que pueden convertirse efectivamente en servidores virtuales cuestan más que los servidores más convencionales”. Sin embargo, si se consideran los costos durante un largo período de tiempo, la virtualización casi siempre gana sobre los costos de los servidores físicos.

Pero, por supuesto, tendrás que pagar algo más que el coste del servidor físico. A la hora de considerar si debes cambiar a la virtualización, también debes tener en cuenta el coste de las licencias.

El costo del software ha ido disminuyendo constantemente a medida que aumenta la competencia en el mercado, pero el costo total para ti puede seguir siendo alto.

Una de las ventajas es que la mayor parte del software de virtualización es altamente escalable, por lo que puedes pagar más a medida que necesites más servidores virtuales y menos cuando no necesites tantos.

Averiguar si la reducción de costos supera los gastos es vital para cada negocio. Si bien la virtualización de servidores suele ser una mejor opción de costes, coge lápiz y papel y compruébalo tu mismo.

Seguridad

Este podría ser un pro o un contra, dependiendo de a quién le preguntes. Mientras que un modelo de seguridad universal en un entorno virtual facilita, por lo general, la gestión de la seguridad, el servidor virtual puede estar en el mismo servidor físico que otra empresa y eso podría conllevar riesgos.

Es importante que conozcas a tu proveedor y cómo está protegiendo sus datos. NetSource dice que deberías hacerte algunas preguntas, incluyendo, ¿tienes limitaciones sobre cómo puedes implementar la seguridad en la nube? También, pregúntate si tu servidor es PCI, donde está y si calificaría para el cumplimiento de la HIPAA.

Cuando estés pensando en migrar a la virtualización, es fundamental que compruebes cada proveedorl y veas cómo gestionan la seguridad.

Tiempo de aprendizaje

La virtualización de servidores puede valer la pena, pero nunca nadie dijo que fuera fácil. Aquellos profesionales de TI que se sienten completamente confiados en su capacidad para administrar y comprender servidores físicos necesitan tiempo para comprender completamente cómo trabajar con uno virtualizado.

Se necesita un tiempo de uso del software para entender cómo funciona el nuevo entorno, y debes saber que no todas las aplicaciones pueden funcionar bien en un entorno virtualizado.

Algunas cosas que parecen muy simples, como la implementación de un servidor virtualizado, pueden resultar ser un aspecto negativo para un profesional de TI que no lo entiende completamente. Existe la posibilidad de que una persona sin experiencia, añada accidentalmente más servidores de los necesarios y malgaste espacio y energía, lo que se denomina “proliferación de servidores”.

Aunque el personal de TI necesitará tiempo para comprender la virtualización de servidores, podrías ahorrarles a ellos y a tu empresa mucho tiempo y dinero en el futuro.